domingo 14 julio, 2024
Mujer es Más –
COLUMNAS COLUMNA INVITADA

«COLUMNA INVITADA»: Baja California

 

Hace 30 años, como ahora sucederá, el proceso electoral local de Baja California se llevó a cabo casi un año después del proceso federal de 1988, que junto con el de 2006 han sido los más cuestionados de la historia en cuanto a elecciones en nuestro país.

El contexto electoral hace tres décadas en esa entidad no fue favorable para el hegemónico PRI, pues los electores determinaron en 1988 votar a favor del candidato de la izquierda, el Ingeniero Cárdenas.

Con esos resultados inició en 1989 el proceso local que a la postre le dio la victoria al PAN y desde entonces esa fuerza política gobierna el Estado de Baja California, convirtiéndose en la primera entidad gobernada por la oposición en los tiempos del partido oficial, lo relevante es que fue el primer triunfo de la oposición reconocido por el sistema.

Hoy la historia pone en la mirilla nuevamente a Baja California, pues de las cinco entidades que tendrán comicios locales en 2019 es la única que elige gubernatura, además de renovar sus cinco ayuntamientos y su Congreso Local.

Esta entidad reviste importancia en particular porque la renovación de la gubernatura permite analizar la posibilidad de que MORENA, que es el partido con mayores triunfos en el proceso comicial de este año logre romper la hegemonía de los gobiernos panistas desde 1989, o por el contrario, el PAN tome un nuevo aire y logre mantener uno de sus pocos bastiones electorales.

Habrá que revisar el comportamiento de las fuerzas políticas y las posibles alianzas electorales que intenten tejer, ya empieza la danza de las encuestas y traen el revuelo de la elección del 1 de julio, MORENA a la cabeza, con una considerable ventaja respecto del partido en el gobierno local.

Sin duda los puntos que permitirán modificar esos porcentajes serán los primeros meses de gobierno a partir del 1 diciembre; el proceso de renovación de la dirigencia nacional del PAN, que dicho sea de paso, se antoja muy complejo; el posible reintento de una coalición electoral que fracasó como la del Frente, lo cual se ve muy lejano.

Tres décadas después del primer triunfo de la oposición en una gubernatura en Baja California, el voto de los ciudadanos definirá a sus representantes populares: esperamos que los partidos políticos se comporten a la altura, que no haya simulaciones en el tema de género respecto de las candidaturas de las mujeres, que las autoridades electorales locales hagan su trabajo apegado a la legalidad, que no haya mal uso de programas sociales y ello sea para beneficiar resultados electorales, que no exista un solo hecho o acto de violencia política y que la ciudadanía pueda salir a votar libremente el 2 de junio de 2019.

En los próximos meses veremos a los principales partidos políticos a través de sus dirigencias nacionales volcados en la elección de Baja California, solo por el hecho de que es una gubernatura más o menos: más para MORENA, menos para el PAN, de ahí el interés.

El partido que gobernará el país a partir del 1 de diciembre querrá obtener ese triunfo, sin su principal militante en las boletas y el PAN buscará retener ese gobierno para demostrar su vigencia.

El 2 de junio, esperemos resultados electorales en Aguascalientes, Durango, Quintana Roo y Tamaulipas, además de Baja California.

Artículos Relacionados

ACTOS DE PODER: ¿Cuándo se pudrió el PRI?

Editor Mujeres Mas

CUARTO PISO: Peleando al muerto

Editor Mujeres Mas

ACTOS DE PODER: Lo volvería a hacer

Editor Mujeres Mas

EL ARCÓN DE HIPATIA: ¿Y para seguridad no hay “Plan C”?

Editor Mujeres Mas

RETROVISOR: ¿Puede la justicia mejorarse en el odio, la mentira y la crueldad?

Editor Mujeres Mas

ACTOS DE PODER: Rosa Icela, Omar y Ariadna

Editor Mujeres Mas
Cargando....
Mujer es Más es un medio en el que todas las voces tienen un espacio. Hecho por periodistas, feministas, analistas políticos y académicos que hacen de este sitio un canal de expresión para compartir historias, opiniones, victorias, denuncias y todo aquello que aporte en la vida de quien nos lee.